txopituna@txopituna.com / +34 946243201

Política anti shark finning

Política anti shark finning

Txopituna, como compañía responsable en el ámbito medioambiental, prohíbe expresamente a bordo de los buques del grupo, la práctica del cercenamiento de aletas de tiburón, entendida como la retención a bordo de cualquier aleta y el descarte a la mar del resto del cuerpo.
Tal y como se encuentra definida en la Resolución 12-01 de la International Seafood Sustainability Foundation (ISSF), el cercenamiento de las aletas de tiburón implica la retención de la aleta del escualo y el descarte del resto de su cuerpo, que es arrojado a la mar. Esta práctica contribuye a generar una notable inseguridad respecto a la biomasa total y la composición de especies de los tiburones capturados.
De igual forma, el cercenamiento contraviene normativa internacional sobre la gestión de poblaciones de tiburones y, más concretamente:
I. El Código de Conducta para las Industrias Pesqueras Responsables de la FAO, así como su Plan de Acción Internacional para la Gestión y Conservación de las Poblaciones de Tiburones.
II. Las Resoluciones de varias organizaciones marítimas internacionales, todas las cuáles hacen un llamamiento para la reducción a su mínima expresión de los desechos y descartes de pescado.
III. Las Medidas de Conservación y Gestión promulgadas por las Organizaciones Regionales de Ordenación Pesquera que tienen como objeto la protección de los tiburones. Dichas Medidas restringen el cercenamiento de aletas de tiburón, independientemente del arte de pesca utilizada, mediante una provisión que contempla que el peso de las aletas descargadas no puede exceder el 5% del total de tiburón capturado que se encuentre a bordo.
IV. Normativa nacional aprobada por diversos países, prohibiendo el cercenamiento y requiriendo que las aletas se conserven adheridas de forma natural a los cuerpos de los tiburones.